miércoles, 10 de diciembre de 2008

El Eternauta: La resistencia (entrevista a Carlos Barocelli)



El Eternauta y su aventura sin fin

El dibujante rosarino Carlos Barocelli, junto con el gran Solano López, es el responsable de dar luz gráfica a una nueva versión de El Eternauta. Aquí los adelantos, las viñetas y algunos globitos de diálogo.


“Un crujido en la silla del otro lado del escritorio. Alcé los ojos y ahí estaba, otra vez. El Eternauta, mirándome con esos ojos que habían visto tanto.”
Así comenzaba Héctor Oesterheld la continuación de su historieta más famosa. Tal como leen, toda una rareza. La primera continuación de la historieta dibujada por Solano López entre 1957 y 1959 tuvo lugar en el número 6 de la revista El Eternauta, de abril de 1962. Publicación efímera que bajo el mando de Editorial Ramírez continuara la peripecia narrativa de Oesterheld, luego de la quiebra de editorial Frontera, donde el guionista popularizara, además de El Eternauta, historietas hoy fundamentales como Ernie Pike, Sherlock Time y Ticonderoga.
Este Eternauta no sólo resultó ser una continuación inconclusa, sino que nada tiene que ver con la remake que posteriormente Oesterheld realizara para el dibujo de Alberto Breccia en 1969 (en revista Gente), ni con la continuación de 1976 titulada El Eternauta II -de nuevo con Solano López y para revista Skorpio-.
Esta continuación -sólo literaria- fue desempolvada por Juan Sasturain y Editorial Colihue en un librito editado en 1995, que la recopila junto con otros relatos cortos. Hasta que ocurrió lo que debía, y la versión en historieta fue obligada.
Todavía quedan unos meses de espera, pero faltan sólo pocas páginas para que El Eternauta: La resistencia vea la luz. Será un tomo único, con más de noventa páginas. Lo editará Javier Doeyo. Lo supervisa el mismísimo Solano López junto con el escritor Jorge Morhain. Y dibuja, admirablemente, Carlos Barocelli.
“Cuando gané en el concurso Iberoamericano de Cómics de 2003, donde presenté una historieta de guerra con guión de Víctor Gaite, el juez había sido Solano López. Solano se acordó de mi trabajo, de lo que había visto y, hace casi dos años atrás, me llamó para ver si quería hacer El Eternauta. Le dije que sí, obviamente. Me pidió una prueba y me aceptó. El proyecto estuvo parado durante bastante tiempo por el tema de los derechos entre Solano y los Oesterheld, hasta el año pasado que finalmente arrancamos”, me cuenta Barocelli mientras hojeo –café de por medio- las páginas dibujadas.
El formato es apaisado (así como en las Hora Cero) y los dibujos en blanco y negro. Me llama la atención el trazo, con un estilo que remite a la grafía característica de Solano a través de encuadres de evidente gusto cinematográfico. “Lo de los encuadres es obra de Marcelo Frusin [otro talentoso dibujante rosarino]. Yo fui muchos años alumno suyo, y se me pegó bastante su estilo de encuadre, de poner la cámara. Me encanta jugar con eso para evitar la monotonía. Si pudiera pondría una cámara dentro del lápiz”, reconoce el dibujante.
En cuanto a la reminiscencia gráfica de Solano explica que “en los primeros momentos me iba a basar en Daniel Craig [el actual James Bond] para hacer el rostro de Juan Salvo, pero viene Solano a mi casa, un día, y me dice “sí, está bien, pero tiene los ojos muy fríos”. Y es verdad. Me costó darme cuenta de lo que me quería decir. Entonces digo, “bueno, vamos a humanizar la mirada”, vuelvo a enviarle otras pruebas y me dice: “sí, Carlos, están muy buenos los encuadres, pero fijate que en El Eternauta los personajes sufren mucho, yo quiero que se note ese sufrimiento humano”. Jamás lo había visto por ese lado, jamás un maestro de dibujo me había dicho algo así. Empecé entonces a dibujar los rostros originales de Solano, con mis propios encuadres, pero respetando los personajes que había hecho él, como Juan Salvo, Favalli y los Manos.”
Una de las viñetas asevera que la nevada mortal también alcanzó a Rosario. Carlos se entusiasma mientras me señala el detalle de un soldado caído. “Como soy modelista, me encanta buscar bibliografía. Me miré todas las películas de la época. Este casco es suizo –me indica en el dibujo-, en El Eternauta original el casco era alemán, que era el que tenía el ejército argentino. Después de la revolución libertadora se cambió el uniforme.”
Miro estudios sobre personajes, en aguada, desde diferentes ángulos. Carlos me confiesa que le hubiese gustado trabajar el color pero, de todas maneras, coincidimos en que el blanco y negro sigue siendo el hábitat ideal para el personaje.
¿Qué te significa, en particular, este trabajo?
-El Eternauta es, para todo dibujante, el súmmum. Cuando me llamó Solano no lo podía creer. Cuando entregué las páginas de prueba me iba de luna de miel. Estaba todos los días en el hotel de Bariloche, viendo si recibía un mail de Solano que dijera “bueno, Carlos, me gustó”. No se lo quería, ni podía, decir a nadie. En los foros se empezó a hablar acerca de quién era el dibujante… Hasta que se confirmó y comenzamos a trabajar.
¿Tenés otros trabajos de por medio?
-Ahora tengo un trabajo para Inglaterra y otro para Kapelusz. Estoy ilustrando libros para Pearson Education, que enseñan idioma inglés en el mundo a través de películas. Para Kapelusz ilustré dos de sus libros de Antologías, uno de ellos sobre la Guerra de Troya, que me encantó hacerlo.
La presentación de El Eternauta: La resistencia será en la Feria del Libro de Buenos Aires del año próximo. “Las páginas las estoy terminando en diciembre, sólo restan diez. Luego me pasaré el verano pasándolas a tinta, no tendré vacaciones. Apunto a que sea el mejor laburo de mi vida, porque se va a ver en todos lados.”
Y a pedido del dibujante, un reconocimiento a Gary Vila Ortiz: “Yo tenía 23 o 24 años, intentaba ser dibujante. Gary me llama un día y me dice que va a editar una revista del Sindicato de Prensa –Papeles-, que se va a repartir gratuitamente para todos los periodistas de Rosario, y si me interesaba. Fue el mejor laburo de mi vida porque fue el primero.”

Ver nota en Rosario/12 (7/12/08):
http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/rosario/12-16366-2008-12-07.html

2 comentarios:

Ði£GÕ ¥ªþµR dijo...

Carlitos es sencillamente un MAESTRO, asÍ con todas la letras mayúsculas.

PuroEditorial dijo...

Acabo de hablar con Carlos, me dijo que este blog había imágenes del eternauta que estaba haciendo. Te felicito Leandro por el trabajo que haces para comunicar las cosas que nos gustan , sobre todo por el nivel que utilizas, además Carlos, un grande, que en algún momento va a dar que hablar. Saludos a todos los muchachos de la radio.
Ya me pongo a leer todo!!